Jaime Rodriguez-Ramos

Ya hemos echado una mirada profunda a Realidades y especulaciones de gobernanza digital. Para terminar de explorar la Revolución Exponencial # 4 – Gobernanza Digital, veremos una potencial transformación a largo plazo que podría traer: la competición entre criptoestados.

Como humanos, generalmente no nos gusta el cambio. Especialmente no nos gusta el cambio si va en contra de nuestros intereses. Dado que cualquier cambio siempre tendrá un efecto adverso en algunos grupos de interés, nos encontramos con una inercia institucional relevante. Esto es cierto incluso si el cambio es neto positivo, especialmente en los casos en que los efectos positivos son difusos mientras que los efectos negativos se concentran. A cualquier grupo de personas les resultará difícil cambiar a menos que se sometan a una tremenda presión.

La inercia institucional explica el ascenso y la caída de muchos imperios. Los griegos tenían mucha menos inercia institucional que los persas…

Ver la entrada original 922 palabras más

Anuncios